Qué ver en Toledo: 10 lugares imprescindibles para visitar


Toledo es uno de los lugares más especiales del interior de España. Este sitio, que llegó a tener la categoría de Ciudad Imperial, reúne hoy en día gran cantidad de maravillas que lo hacen digno de visitar. Sin duda, aquí se da un especial contraste entre cultura, paisajes e historia. Si vas a hacer turismo por esta joya histórica, en este artículo conocerás 10 paradas imprescindibles en tu viaje.

Qué lugares ver en Toledo, la ciudad de las tres culturas

Esta ciudad, situada casi en el corazón de la península ibérica, forma parte de Castilla-La Mancha. La denominación de «ciudad de las tres culturas» se debe a haber sido durante siglos un claro ejemplo de convivencia. Allí coexistieron cristianos, musulmanes y judíos, en un sistema social y político claramente organizado.

Son muchos los atractivos de este enclave, pero si tuviéramos que elegir, nos quedaríamos con tres. En primer lugar, su especial cultura, producto de la mezcla de civilizaciones que allí se produjo. Después, sus increíbles paisajes, dominados por castillos medievales y pueblos encantadores. Por último, su historia, que no tiene nada que envidiar a la de otras regiones.

A continuación, te proponemos 10 lugares que ver en tu visita a Toledo. Esta guía te será de ayuda si es tu primer contacto con el interior de la península ibérica o si deseas viajar para conocer mejor esta singular región.

1. Alcázar de Toledo

Se trata de una fortificación que ha sido testigo de innumerables historias. El edificio actual fue concebido como residencia del emperador Carlos V, aunque anteriormente existía un palacio romano que databa del siglo III. Por si fuera poco, también sirvió de fortificación durante el periodo dea Al-Ándalus.

Además de su valor como bien de interés cultural, su ubicación también resulta sorprendente, ya que se encuentra a más de 500 metros sobre la ciudad; es el punto más alto de Toledo. Actualmente, es la sede de la Biblioteca de Castilla-La Mancha, así como del Museo del Ejército.

Esta construcción fue, además, testigo de numerosas agresiones. Desde un incendio en el siglo XIX hasta su destrucción durante la Guerra Civil; la historia ha ido plasmando en este templo huellas de cada una de las etapas. Algunos espacios que te recomendamos visitar son el Salón de Órdenes Militares o el Salón de Armas de Fuego.

Alcázar de Toledo
Fotografía de @ sepavone

2. Monasterio de San Juan de los Reyes

Nuevamente, estamos ante un edificio de gran valor histórico. En este caso, su origen se sitúa en 1476, cuando los Reyes Católicos ordenaron construirlo. Posteriormente, sufrió un terrible incendio a manos de las tropas francesas durante la Guerra de la Independencia. También fue víctima de las desamortizaciones, que lo privaron de sus bienes.

Hoy en día, es considerado como uno de los templos góticos más atractivos de España. De igual forma, otro de sus grandes valores es su claustro, rebosante de tranquilidad. Sin duda, la opción idónea para quienes desean relajarse tras un viaje agotador o conocer la esencia de la España de los Reyes Católicos.

Monasterio de San Juan de los Reyes Oviedo
Fotografía de @ JJFarquitectos
Ahorra en tu hotel - hotelscombined.es

3. Puerta de Bisagra

Otra de las grandes joyas que Toledo ha heredado de la historia. Diversos estudios han corroborado que ya se encontraba ahí cuando Alfonso VI conquistó la ciudad en el año 1085, lo que da una idea sobre su antigüedad. Asimismo, se encuentra muy cerca de otra puerta histórica, la Puerta Vieja de Bisagra.

Esta edificación sufrió dos reconstrucciones en el siglo XVI, lo que permitió que hoy podamos disfrutar de una mezcla de estilos arquitectónicos muy singular. En el caso de esta puerta, se encuentra flanqueada por dos torreones circulares, mientras que la Puerta Vieja tiene dos torreones con tejado en forma de pirámide.

Puerta de Bisagra Toledo
Fotografía de @ rabbit75_dep

4. Mezquita del Cristo de la Luz

Como te adelantábamos antes, en Toledo convivieron cristianos, musulmanes y judíos. Por ello, podemos encontrar numerosos templos y, entre ellos, 10 mezquitas. De todas, la mezquita del Cristo de la Luz es la que mejor ha llegado a nuestros días. Se trata de una muestra del arte emiral y califal que merece la pena ver.

Fue concebida en el año 999, y se situó justo al principio de la ciudad para que los visitantes pudieran rezar antes de entrar. Posteriormente, fue transformada en templo cristiano, para concederle la advocación a la Virgen de la Luz. Hoy en día, se ha convertido en un templo desacralizado, en el que se puede conocer mejor cómo se desarrolló la reconquista.

En el año 2006 se inicia una remodelación que permite descubrir una gran cantidad de restos romanos pertenecientes al siglo I d. C. Además, también se pueden encontrar estructuras excavadas del siglo III d. C. Destaca, además, por su especial combinación de estilos. Por ello, podrás encontrar capiteles visigóticos y una gran cabecera románica-mudéjar.

Mezquita del Cristo de la Luz Toledo
Fotografía de @ Cicestudifotografic

5. Catedral de Toledo

Este templo gótico es considerado como uno de los más célebres de su estilo en España. Su construcción empezó en el año 1226 y se demoró dos siglos. Entre otras distinciones, es bien de interés cultural, además de estar catalogado como patrimonio histórico de España, lo que da cuenta de su importancia en nuestro país.

Si decides visitar este lugar, conocido en la ciudad como Dives Toledana, podrás observar algunas de sus joyas arquitectónicas, como la capilla Mozárabe, la de los Reyes Nuevos y la de la Girola. A su vez, en sus entrañas se esconde el Tesoro Mayor de la catedral, compuesto por objetos y reliquias litúrgicas.

Catedral de Toledo
Fotografía de @ Jim_Filim

6. Sinagoga de Santa María la Blanca

El paso de la cultura judía por nuestro país quedó reflejado en esta sinagoga, compuesta por cinco naves de tamaño reducido. Tras haber sido utilizada durante más de dos siglos como templo judío, fue convertida en iglesia de la Orden de Calatrava. No obstante, hoy en día ha perdido su uso religioso.

Este templo destaca, sobre todo, por su increíble valor decorativo. En su interior, contiene 32 pilares con capiteles románicos complementados con motivos de volutas y piñas. Aunque en sus inicios fue concebido como templo judío, fue levantado por canteros musulmanes. Una muestra más de la mezcla de culturas que tuvo lugar en la península ibérica.

Sinagoga de Santa María la Blanca Toledo
Fotografía de @ herraez

7. Puente de Alcántara

La ciudad de Toledo puede presumir de tener uno de los puentes romanos de mayor renombre. Los romanos lo edificaron en el siglo II d. C. para poder cruzar fácilmente el río Tajo. Como curiosidad, te diremos que los musulmanes admiraban tanto esta construcción que nombraron al lugar Al-Qantarat, «el puente» en árabe.

De sobra es conocida la calidad que los romanos impregnaban a sus obras. Una muestra de ello es que, a pesar de las sucesivas crecidas del río, el puente sigue siendo suficiente para contener grandes masas de agua. Además, está coronado en su parte central por un Arco del Triunfo de 13 metros de altura.

Puente de Alcántara Toledo
Fotografía de @ LPeak

8. Iglesia de Santo Tomé

Esta iglesia se construyó en el mismo espacio donde anteriormente se ubicaba una mezquita del siglo XI. Es un templo de gran importancia para conocer mejor la toma de Toledo, ya que no se destruyeron los edificios religiosos, sino que se adaptaron para dedicarlos al cristianismo.

A nivel artístico, destaca por dos aspectos. En primer término, por su exterior, coronado por una torre de estilo mudéjar toledano y con incrustaciones visigóticas. En segundo lugar, por albergar en su interior uno de los cuadros más famosos de El Greco: El entierro del conde de Orgaz.

Iglesia de Santo Tomé Toledo
Fotografía de @ Fosters

9. Plaza de Zocodover

Antiguamente, fue el punto más importante de toda la ciudad, ya que tenía la categoría de Plaza Mayor. Fue diseñada por el célebre arquitecto Juan de Herrera, y sufrió varios ensanches y reorganizaciones a lo largo de su historia. Del mismo modo, fue utilizada como mercado de animales y espacio para mesones, entre otros usos.

Si tienes poco tiempo para hacer turismo, te aconsejamos trasladarte hasta este lugar. Algunos sitios emblemáticos, como el Alcázar, el Centro de Arte Moderno y Contemporáneo o el Museo de Santa Cruz se encuentran muy cerca de aquí. Además, gran parte de la vida cultural y festiva de Toledo tiene lugar en esta plaza.

Plaza de Zocodover Toledo
Fotografía de @ PierreOlivier

10. Iglesia de los Jesuitas

Desde antes de entrar ya podrás darte cuenta de lo imponente que es este templo. Su puerta principal está flanqueada por dos torres gemelas de 50 metros de altura, desde las que puedes contemplar una panorámica de la ciudad medieval. Asimismo, tiene un gran tesoro escultórico en forma de dos retablos barrocos de gran tamaño.

Fue edificada hace 300 años siguiendo la tradición popular, que situaba allí la casa de san Ildefonso. Es de estilo barroco y contiene sorprendentes pinturas con trampantojo. Finalmente, destaca su retablo rococó, situado en el centro de la nave. Fue realizado por Pedro de Luna e impresiona a los visitantes por sus espectaculares tonos dorados.

Iglesia de los Jesuitas Toledo
Fotografía de @ herraez

Estos son algunos de los motivos que hacen de Toledo una de las ciudades que conviene visitar, al menos, una vez en la vida. El interior de España está lleno de joyas históricas, culturales y patrimoniales. Por todo ello, no es de extrañar que sea uno de los lugares predilectos del turismo de interior, con casi 2 millones de visitantes en 2019. Recuerda que nuestro país está lleno de atractivos para los extranjeros y nacionales.

Puede que te interese también El románico, la memoria pétrea de Zamora