Que ver en Granada: 10 lugares imprescindibles que visitar

Que ver en Granada, es un reportaje con fotografías de Pío García

Granada es una de las ciudades más bonitas de toda España y también una de las más visitadas, tanto a nivel de turismo nacional como internacional. Sus encantos son tantos que no podría describirlos solamente en un artículo, pues hay un sinfín de calles que visitar, restaurantes en los que disfrutar y monumentos que conocer. Ya lo escribió Francisco de Icaza: “dale limosna, mujer, que no hay en la vida nada, como la pena de ser, ciego en Granada”. Un dicho que se repite a lo largo de los años y que todos los turistas que deciden viajar a la ciudad entienden: Granada es una maravilla para los sentidos.

Sin duda, debes disfrutar de una extensa visita al Generalife y a la Alhambra, pero también debes conocer otros lugares, como el Albaicín, la Catedral de Granada o el Mirador de San Nicolás, por ejemplo. Son tantas las posibilidades que te costará elegir y, si tu viaje no es muy largo, no sabrás cómo priorizar las visitas. Por eso, en este artículo te cuento cuáles son esos 10 lugares que sí o sí tienes que visitar en la ciudad. ¿No sabes qué ver en Granada? ¡No te preocupes y sigue leyendo!

Que ver en Granada: La Alhambra

Sin duda alguna, es el atractivo principal de Granada, por lo que no puede faltar en tu visita. Ten en cuenta que las entradas se agotan rápido, así que te recomendamos adquirir la tuya con bastante antelación, para asegurarte la visita. Declarada Patrimonio de la Humanidad en 1984, es una maravilla en todos los sentidos y cada rincón tiene algo que enseñarte.

Te recomiendo que guardes, al menos, 3 horas para ver la Alhambra, aunque cualquier tiempo puede ser poco si decides disfrutar de cada sala y de cada detalle sin prisa. Dentro de la Alhambra podrás visitar los Jardines del Generalife, los Palacios Nazaríes, el palacio de Carlos V y la Alcazaba.

De entre todos, quizá los Palacios Nazaríes son la edificación más interesante: formada por una serie de estancias, patios y galerías conectados, cada uno más sorprendente que el anterior. Destaca especialmente el Patio de los Leones, una de las ubicaciones más conocidas y estudiadas de toda la Alhambra.

Callejuelas del Albaicín

Este es un barrio imprescindible si te preguntas qué ver en Granada, pues es el más antiguo de la ciudad. Está repleto de callejuelas estrechas, cuestas, escaleras y una amalgama de caminos. Disfruta de pasear tranquilamente por las calles y perderte entre ellas, observando la arquitectura de la zona, que hoy en día es una muestra única de la arquitectura hispano-musulmana de época medieval.

El Albaicín, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1994, tiene muchas iglesias, plazas, conventos, murallas y miradores que te dejarán con la boca abierta. De hecho, se encuentra aquí el mirador de San Nicolás, otra parada obligatoria en tu viaje. Las vistas de la ciudad y de la Alhambra son inigualables, ¡no te las pierdas!

Que ver en Granada: La Catedral de Granada y los Sepulcros Reales

Si eres amante de este tipo de edificaciones, te encantará visitar no solo la Catedral de Granada, sino también los Sepulcros Reales, donde descansan los restos de los Reyes Católicos.

Isabel la Católica mandó construir esta catedral sobre la mezquita mayor y la primera piedra se colocó en 1523. No fue hasta 1704 cuando se terminó de edificar, 181 años más tarde. Se trata de una de las obras más importantes del Renacimiento español, aunque también incluye elementos góticos y barrocos. Es una catedral que destaca por sus enormes columnas y la gran cantidad de capillas que alberga.

Por otro lado, es en la Capilla Real de Granada, anexada a la Catedral, donde se encuentran las tumbas de los Reyes Católicos y sus hijos. Se trata de un mausoleo de estilo gótico tardío que puede visitarse y donde también podrás observar los objetos más personales de los Reyes Católicos, que están expuestos en el Museo de la Capilla Real.

El Bañuelo

Este edificio, declarado Bien de Interés Cultural, es uno de los mejores baños árabes públicos de España y de los mejores conservados. También conocido como Hammam al-Yawza o Baño del Nogal, data del siglo XI, de la etapa zirí, y te recomiendo fervientemente su visita. Sin duda alguna, es una edificación distinta a las demás que puedas visitar y te sorprenderá descubrir cómo eran los baños públicos árabes de la Granada musulmana.

El Generalife

Esta es una visita que va unida a la de la Alhambra y que te dejará igualmente maravillado. El Generalife era una antigua villa rústica, la única que queda en Granada y donde descansaban los reyes de la ciudad. Destacan sus extensos y cuidados jardines, que datan del silo XIII. Dentro del Generalife también puedes visitar las únicas dos edificaciones que hay, unidas por el impresionante Patio de la Acequia. Recorre tranquilamente cada zona y disfruta de la frescura y paz que se respira en los caminos laberínticos, rodeados de naturaleza.

Barrio del Sacromonte

Te recomiendo también una visita al barrio del Sacromonte, que destaca por sus casas excavadas la montaña, dando lugar a casas cuevas en pleno Monte Sacro del Valparaíso. Puedes visitar las cuevas dedicadas a los espectáculos flamencos, que se denominan Zambras y son grandes y blancas. Son especialmente conocidas la Cueva de La Rocío y la Cueva de María la Canastera. Se conoce a este barrio por ser la cuna del flamenco en Granada, así que no puedes irte sin disfrutar de un espectáculo de esta índole.

Monasterio de la Cartuja

Este conjunto monumental es uno de los mejores que ver en Granada. Se empezó a construir en 1506 y las obras no acabaron hasta tres siglos después, lo que explica que haya tantos estilos arquitectónicos y decorativos presentes.

Este monasterio, donde vivieron los monjes cartujos hasta su expulsión en 1835, presenta dos partes diferenciadas en cuanto a la forma de construcción y decoración. Por un lado, las salas que se dedicaban a las tareas cotidianas de los monjes son muy sencillas y apenas decoradas, aunque sí hay obras de arte muy interesantes y valiosas. Por otra parte, en la zona de la iglesia, la sacristía y el sancta sanctorum son exuberantes, con mucha decoración y especialmente recargados.

Palacio de Carlos V: Museo de Bellas Artes

Situado en plena Alhambra y al lado de los Palacios Nazaríes, este palacio lo encargó construir el emperador para que cubriera todas sus necesidades, pues aseguraba que el Alcázar, su residencia de verano, no era suficiente.

Es un edificio cuadrado con un enorme patio circular en el centro, y solo están decoradas completamente las fachadas sur y oeste, pues el edificio está anexado en sus fachadas norte y este al Alcázar de Granada. Asimismo, destaca especialmente por ser la obra más reconocida del renacimiento en España.

Por otro lado, este edificio alberga el Museo de Bellas Artes, que se trasladó aquí en 1958. Tiene una colección permanente de más de 2000 piezas y cuenta también con exposiciones temporales de cuadros y esculturas.

Real Monasterio de San Jerónimo

Este conjunto arquitectónico, de estilo renacentista, está formado por una iglesia y un monasterio. De hecho, este fue el primer monasterio cristiano que se construyó en la ciudad después de que los cristianos la conquistaran, y sus obras iniciaron en 1504. Con respecto a la iglesia, cabe destacar que su edificación se inició oficialmente en 1519 y sobresale especialmente el retablo manierista de la capilla mayor, que fue restaurado en 2004. Es un lugar muy interesante, sobre todo si te gustan este tipo de edificaciones religiosas.

Que ver en Granada: Abadía del Sacromonte

En lo alto del monte de Valparaíso, coronando el barrio con el que comparte nombre, encontrarás la Abadía de Sacromonte, una de las joyas ocultas que esconde Granada. No dejes de acercarte para sorprenderte con este complejo religioso, erigido sobre el lugar donde se encontraron los restos de San Cecilio, patrón de la ciudad.

Podrás adentrarte en las Santas Cuevas, una zona subterránea con pasadizos, capillas, altares y la propia cueva donde se hallaron los huesos del santo. Y descubrir en su museo la fascinante historia de los libros plúmbeos, supuestamente desenterrados junto a los huesos del santo… pero que más tarde se revelarían como una compleja falsificación histórica, con la que moriscos del siglo XVI trataban de conciliar elementos concretos de la tradición islámica y la fe cristiana.

En conclusión, ya has leído a lo largo del artículo que Granada es una ciudad preciosa e imperdible a la que te recomiendo viajar en cuanto tengas oportunidad. Si bien estos son 10 lugares imprescindibles que conocer durante tu visita, recuerda que la ciudad está plagada de encantos y rincones que descubrir, por lo que te aconsejo que, si te sobra tiempo, no te limites a sentarte en una terraza a beber cerveza: ¡sigue recorriendo la urbe y déjate embaucar por sus maravillas!

Puede que te interese también Qué ver en Burgos, un paseo en 9 paradas